AVISO DE COOKIES: Este sitio web hace uso de cookies con la finalidad de recopilar datos estadísticos anónimos de uso de la web y mejorar el funcionamiento y experiencia de navegación del usuario. Aceptar Más información

¡La tarta más tropical del verano!

Apúntate a Sweet Life
Recibirás recetas y promociones exclusivas
 
Volver a Sweet Life

Tarta pull apart de piña

Entre 30 minutos y 1 hora Dificultad: Fácil

Hoy vamos a aprender a hacer una tarta preciosa en forma de piña, ¡hecha a partir de nuestras Magdalenas!

Las tartas son el centro de atención de cualquier celebración, eso lo sabemos. Pero algunas veces, hacer una tarta puede significar una inversión de tiempo grandísima que no todos tenemos; por eso hoy queremos enseñaros una forma preciosa y súper original de hacer una tarta en un pis-pas!

Además de ser una tarta que puede ser ensamblada muy rápido, los niños pueden ayudar con la decoración y pasársela increíble.

Sólo necesitáis colocar vuestras magdalenas Dulcesol en una tabla o mesa; idealmente, en el lugar donde vayáis a servir la tarta. Nosotros hemos usado 22 magdalenas, pero pueden adaptar la cantidad de acuerdo a la cantidad de comensales que vayáis a tener. Disponed vuestras magdalenas en una forma similar a una piña, algo como esto:

Como podéis ver, la forma no tiene que ser completamente perfecta; nosotros hemos hecho una especie de óvalo para la parte inferior y hemos colocado algunos en forma lineal en la parte de arriba para hacer las hojas de la piña.

Después es momento de hacer el merengue para la cobertura; para esto solo deben colocar las 150 gramos de claras de huevo junto con 300 gramos de azúcar en un bowl (apto para calor) y llevar este a la cocina a Baño María, removiendo continuamente, hasta que alcance 50 grados centígrados o hasta observar que no quedan gramos de azúcar.  Después, se debe retirar del calor y batir a velocidad media con la batidora hasta tener una mezcla homogénea y que mantiene su forma (unos 6-8 minutos). Al final del batido yo le agregué 5 gramos de pasta concentrada de piña, también se  puede agregar vainilla u omitir.

Posteriormente, dividir  el merengue en 2 y agregar colorante alimenticio (verde y amarillo) para decorar. Colocar este merengue en 2 mangas pasteleras y proseguir.


Para que el decorado sea más uniforme, colocar una pequeña capa de merengue en cada Magdalena y luego, con la ayuda de una espátula o una cuchara, alisar esta capa para unir todas las magdalenas y así obtener una forma más precisa y bonita:


Nosotros colocamos el merengue en cada magdalena con la manga pastelera y luego lo alisamos.

Posteriormente, hacer pequeños copos con la manga pastelera en toda la superficie para dar textura. Nosotros hemos usado una boquilla redonda de 3mm para la parte verde y una boquilla 1M para la parte amarilla. Al terminar se verá así:


Ahora, para servir, es tan sencillo como ir tomando las magdalenas decoradas, y listo!. Os aseguramos que todos sus invitados quedarán maravillados con esta delicia. ¡El merengue con sabor a piña le va delicioso a nuestras Magdalenas!

 

 

Ingredientes

- 20-25 Magdalenas clásicas Dulcesol

- Para el merengue

- 150 gramos de claras de huevo

- 300 gramos de azúcar

- 5 gramos de pasta concentrada de piña

- Colorantes alimenticios en gel (amarillo y verde)

 

Preparación

1. Colocar las magdalenas en una superficie plana y disponerlas de manera tal, que formen la base para hacer una piña

2. Realizar el merengue, para esto colocar las claras de huevo y el azúcar en un bowl o una olla / cacerola limpia y seca.

3. Colocar este bowl con las claras y el azúcar encima de una olla o cacerola que tenga agua hirviendo en el fuego de la cocina.

4. Remover continuamente con las varillas hasta que el azúcar se haya fundido por completo (si se tiene un termómetro de cocina, esto será a los 50 grados centígrados).

5. Retirar del fuego y batir a velocidad media y seguir batiendo hasta que el bowl no se sienta caliente y el merengue forme picos al levantar las varillas.

6. Agregar la pasta de piña y batir hasta incorporar.

7. Dividir la mezcla en 2 (no exactamente a la mitad, pues se usará más amarillo que verde) y colorear con colorantes alimenticios verde y amarillo.

8. Colocar cada color en su respectiva manga pastelera y decorar de la forma explicada en las imágenes anteriores.

 

Apúntate a Sweet Life
Recibirás recetas y promociones exclusivas
 
Cargando...